Estás navegando aquí
Home > Editoriales > Little Samson, el Santo Grial del NES

Little Samson, el Santo Grial del NES

Hace unos meses desconocía la existencia de este juego, hasta que en una charla con un amigo gamer el nombre de Little Samson salió a relucir entre las bromas y comentarios acerca de la compra de videojuegos a través de algunos sitios online donde, muchas veces, los precios rayan en la absurdo.

Mi sorpresa fue todavía mayor cuando al investigar sobre este título que llegó en 1992 al NES, no eran una o dos páginas de internet donde su costo oscilaba entre los 15 y 80 mil pesos (dependiendo su condición), sino que en casi todos los sitios nacionales e internacionales la cifra era similar o mayor.

Pero, ¿de qué trataba Little Samson y por qué hoy en día es un artículo tan raro dentro del vasto mundo de los videojuegos? Para comenzar, por si no lo conoces, este título de acción y plataformas nos cuenta la historia del pequeño Samson y sus amigos Kikira la dragón, Gamm el gólem y K.O. el ratón.

Todos ellos debían combatir a un malvado príncipe que fue liberado de un sello que lo aprisionaba, ahora busca venganza e intenta dominar el mundo. Debido a esta situación, el reino estaba en peligro y solo los cuatro héroes convocados por el monarca podían detener la oscuridad que se cernía sobre estas mágicas tierras.

Cada uno de los personajes poseía habilidades que los llevaron a completar sus objetivos hasta llegar con los jefes finales de cada nivel. Durante el camino, los protagonistas de Little Samson debían sortear obstáculos, además el jugador tenía la oportunidad de escoger al héroe con el que enfrentaría a los hechiceros del soberano. Algunos escenarios contaban con caminos alternativos que conducían al jugador a nuevas escenas.

Little Samson tenía un modo de juego que recuerda a los títulos clásicos de la serie Mega Man en su modo singleplayer. Fue desarrollado por Takeru y distribuido por Taito Corporation.

Una de las características más llamativas dentro de su jugabilidad era que se podía intercambiar al personaje controlado en cualquier momento. Cada protagonista contaba con su propia reserva de energía pero todos compartían las vidas, eso facilitaba terminar cada nivel y acabar con los enemigos, un juego que, sin duda, fue muy bueno, pero no tuvo mucha popularidad en su tiempo y hoy es un artículo raro entre los coleccionistas.

Actualmente es un objeto deseado entre los gamers debido a que fue unos de los últimos juegos que llegaron al NES, además de que se hicieron pocas copias del mismo y comenzó a cotizarse increíblemente. Si lo posees, no te miento al decirte que, tienes un minita de oro en tus manos.

NO TE PIERDAS:

¿Quiénes eran los peleadores callejeros de la intro de Street Fighter II?

Comments

comments

Deja un comentario

Top